La casa de las botellas

El
dia que decidio construir una casa con botellas de vino vacias, familiares,
amigos y conocidos creyeron que estaba loco y le instaron a desistir del
proyecto. Jan Than Vanlhel no los escucho. Sonreia al escucharlos, pero nada
mas.

La tarea fue ardua. De dia trabajaba como contador en una empresa inglesa. En
las noches, muy a pesar de su orgullo, salia hasta los sitios donde se
concentraban los desechos. Cada envase era guardado cuidadosamente, y luego en
casa, almacenado de acuerdo con el tamano y la densidad del vidrio. Era un
trabajo artesanal.

La estructura comenzo a levantarse en un enorme terreno. Cada frasco era
unido a otro con una silicona especial. Lo dificil eran los vientos que en
determinadas epocas del ano son demasiado fuertes. Las corrientes de aire
producian la caida de las paredes y columnas.

Al despertar la manana Jan Than se encontraba con la desagradable sorpresa de
que tenia que comenzar de nuevo. Solo encontraba un monton de cristal roto. Sin
embargo, se reponia del desanimo y reemprendia la tarea. La obra se retraso tres
anos, pero al fin lo logro. La construccion de tres habitaciones, un bano y una
cocina, fue por mucho tiempo el atractivo de los visitantes. Nadie podia creer
que alguien se propusiera acometer un proyecto de tales dimensiones. Y no solo
hubo quien lo hizo sino que, ademas, lo termino y disfruto a plenitud.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s